Páginas vistas en total

Diario personal jotapeniano

lunes, 25 de febrero de 2013

Perdona, ¿me puedes llevar a...?

Hoy ha sido un día curioso, curioso.

Como cada día, dejo a los niños al cole y salgo pitando para el curro, que me las pelo. Cada vez, dándoles un poco más de responsabilidad, les dejo más lejos pero me fijo que, al menos, entren por la puerta del cole. De esa manera, voy ganando minutos para no llegar tan tarde al curro. Hoy, como no, he dado un gran paso más. Me he dispuesto a coger el coche y cuando  salía del parking una chica (calculo de mi edad) me llama la atención y se dirige hacia mi. Bajo la ventanilla y me pregunta si vivo en la zona. Le contesto que no (balbuceando) pero que me la conozco bien (pensando en que me preguntaría por el nombre de una calle o por algún establecimiento. Entonces, me empieza a contar que vivía justo delante del colegio y que había salido a acompañar a su hija a la parada del bus y que ha cerrado su casa dejándose las llaves dentro. 
En ese momento, no entendía a dónde quería llegar. De hecho, soy un experto abriendo puertas sin llaves, pero no creo que esa muchacha supiera de mis habilidades. No sabía hacia dónde se dirigía la conversación. 
Prosigue y me dice que hacia donde me dirigía. Le contesto que subo a la autopista para cogerla dirección Argentona. Y me dice que si podría llevarla al "camí del mig" que vive su madre y que tiene una copia de llaves, pues se lo ha dejado todo dentro de casa y el camino es bastante largo. Yo le digo que lo siento, que tengo que ir al trabajo y que no me puedo demorar. La tía sigue insistiendo. Los coches pitando pues estoy obstaculizando el tráfico. Sigo diciendo que no, que llego tarde al curro y que se me desvío por el centro de la ciudad, no llego ni loco. Siguen pitando los coches. Total: "sube, anda que te llevo". No sin recordarle que llegaré tarde por su culpa, que no podré salir a tiempo por la tarde para buscar a los niños al colegio y que mi mujer me la iba a liar parda. No sé porqué, pero me daba la sensación que le daba igual. 
Una vez en el coche, pensaba "como todo esto sea un truco para atracarme, tal y como lo intente, le meto un derechazo que se va a tragar el piercing del golpe que le voy a meter. No soy agresivo ni he pegado a nadie, pero si por culpa de su intento de hacerme algo voy a llegar tarde y no podré recoger a la hora por la tarde a los niños, esta tía iba a recibir. Durante el trayecto, ha ido manteniendo conversación. Pero está claro, que no me ha sacado mucha información. Solo faltaría.  Puede que sea generoso, buena persona o lo que fuera, pero no gilipollas para darle información de dónde vivo, trabajo y lo que tengo. Por lo tanto, me he limitado a contestar muy por encima. Cuenta se habrá dado, porque para decirme: "es normal, no se puede coger a una desconocida y explicarle todo". Pues entonces, NO PREGUNTES!!
Cuando la he dejado, me he cabreado un montón, pues he llegado 20 minutos tarde al curro. Espero no verla más y si la veo, me haré el loco. POr hoy,  he tenido suficiente. Está claro, que la caminata que tenía que hacer, las hacen mis hijos a menudo. ¿Por qué no podría hacerlo ella y mucho menos meterse en un coche con un desconocido? Sinceramente, no creo que esa muchacha esté muy bien. 
_______________________________________________________________________________

Seguimos con la buena fe. Mi mujer quería coger hora para el médico y se la daban para el 11 de marzo. Esta mañana, decidí tirar de mis contactos y le he conseguido hora para hoy mismo a las siete de la tarde. Estará orgullosa, pensé yo. Por otra parte, sus hermanos no encontraban una mochila de las Monster High para el regalo de cumple de mi hija y hoy, la he visto en una librería. Les he dicho que me la reservaran. 
Le llamo y le digo las dos buenas noticias. La bronca es monumental. ¿Porqué he cogido hora si a ella no le iba bien y porqué le hago el trabajo a los demás? Pues nada, les digo que no me interesa la mochila y anulo la hora. Punto pelota.
Luego me ha dicho que por X motivos no le iba bien ir al médico hoy y que no entendía cómo había podido conseguir la hora el mismo día por la tarde y que el regalo que les había pedido a sus hermanos, pues que se espabilasen ellos, que no me tenía que meter. Me disculpo por actuar de buena fe y que a partir de ahora, iré a la mía pasando de todo. Que no entendía el problema.
Por suerte, ha recapacitado, y ha venido a disculparse. Que estaba tensa por otro motivo y yo he pagado el pato cuando mi actitud había sido correcta en lo que al médico se refiere. En lo de sus hermanos, me ha dicho que ellos se tienen que mover. Que entiende que me mueva emocionalmente por que nuestra hija tenga aquello que pide, pero que ahí debería estarme quieto.
______________________________________________________________________________

No me iré sin antes dejar plasmado algo que no acabo de entender y que tiene motivos del enfado o crispación a la cual estaba hoy mi mujer y que, para variar, yo he pagado el pato. 
Siempre oigo de ella que siempre estoy pendiente de todo, de todos, con mis detalles pero que luego nos cuelan los goles por todas partes. Hoy siento que tiene razón. Que estoy cansado de ser así...
Cada dos sábados, toda su familia se reúnen para comer en casa de mi suegra. Nosotros no, pues nos gusta más la tranquilidad e ir a nuestro rollo y no vamos. Como mi suegra ha estado con la pierna escayolada por una rotura de peroné y como no hace ni dos meses de lo de mi suegro, mientras que mi mujer le hecha una manita entre semana, los domingos estamos yendo para hacer la comida y hacerle compañía. 
Este domingo pasado, le dije que el siguiente domingo haría una fideuá (como la que hice en casa de mi madre) y que como hacía días que no veía a los hijos de mi cuñada, les dijimos que en lugar de ir el sábado, que fueran el domingo, que yo hacia la comida. Y así le daban el regalo a mi hija de su cumple. 
Una de las cosas a tener en cuenta es lo que dijo mi suegra: "ah, y así le volvéis a poner un pastel  a la niña y que sople las velas". 
Mi primera reacción fue un NO rotundo. El día que nosotros decidimos, fue el que fue, y como mucho, seremos nosotros quien decida estas cosas, para eso somos los padres. Pero también, nadie lo hace por nosotros y menos después de cómo se quedó mi mujer por haber celebrado el último cumpleaños de mi suegro sin estar nosotros. Por respeto a mi mujer, no estaba dispuesto a hacer eso.

Pues resulta que hoy, mi suegra llama diciendo, que en lugar de su casa, lo hagamos en la nuestra. Porque claro, si vienen los niños, le dejarán la casa "sucia" y no tendrá ganas de limpiarla el lunes. Ah. Qué raro. Entonces...¿cómo lo hace cada dos sábados cuando van todos? Mi mujer estaba enfadada conmigo (como siempre, pago el pato yo...), pues al ofrecerme a hacer la fideuá en casa de mi suegra, ahora, nos vemos obligados a hacerla en casa porque mi suegra no lo quería celebrar en la suya y cuando yo no quería invitar a nadie a comer a casa (de la familia, claro, los amigos siempre son bienvenidos igual que lo somos en sus casas....). Patético...

En fin, que me parece que detrás de todo hay algún motivo que se me escapa de las manos y, no sé porqué, pero creo por donde van los tiros...


domingo, 24 de febrero de 2013

Tengo tantas cosas que decir, que no contaré nada

Me he dado cuenta que hace mucho tiempo que no digo nada por aquí. De hecho, ganas no me faltan. Motivación, tampoco. Pero supongo que el cansancio ha hecho mella de mi (no sé si está bien dicho).

Estos días, por cuestiones familiares y laborales, mis horarios han sido un poco descontrolados y he acabado muy cansado al final del día. A veces quieres hacer cosas pero tu cuerpo no puede más. ¿Será que me hago mayor? ¿Será que voy para los 40? O, como decía Eleco en una entrada, ¿estoy más cerca de los 30 o de los 40? jeje. Bueno, bromas aparte, tenía o tengo muchas cosas que decir, pero luego, me hago un lío y acabo por no contar nada, como dice el título.

Empezaré por contar el sueño de la otra noche. Soñaba que me había cortado el dedo, pero el hueso no estaba cortado. Era más o menos todo lo que es la "carne". Pues en lugar de ir a que me lo arreglen, le decía a mi mujer que apretando yo mismo, se me curaba. Y ella, erre que erre para que me pusieran puntos. Pero yo decía que no, que ya me lo arreglaba yo solo. Y claro, cada vez que me descuidaba, lo tenía otra vez suelto. No entiendo realmente el sueño. Tengo una compañera en el curro que ( no sé dónde lo mira) mira una web y te dice los motivos del porqué sueñas con algo en concreto y qué sentido tiene el sueño en sí. Si me acuerdo, se lo diré mañana para que me lo mire y os lo pondré en un comentario o editaré la entrada para colgar su veredicto. Está claro que   en la vida real, me faltaría tiempo para ir a urgencias y me pusieran unos puntos. Algo, en lo cual, no soy primerizo. Sé cómo funcionan.

Cambiando el rumbo, decir que el otro día me llevé una agradable y sorprendente sorpresa en inglés, o sea en la clase de inglés, no en ese idioma. Este curso, el penúltimo es chunguillo, bastante complicado, a mi parecer. Hicimos el primer examen, el cual cuenta para nota global pues es de evaluación continua (cuando digo el primer examen, significa un total de 5 exámenes diferentes, incluido el horrible "speaking", vamos, el examen oral). Pues, me llevo la sorpresa y la nota es un 7.  Wow!!  Me pregunto qué nota sacaría si le dedicara el tiempo que se merece para estudiar y no el que yo hago. Siempre me acuerdo, en estos momentos,  de mi profesora de mis últimos tres años de EGB cuando le decía a mi madre: "si Jordi se esforzara, podría sacar mejor nota". Y yo siempre le decía a mi madre: " ¿es que sacar 7 y 8 no es buena nota?" A lo mejor, aun esforzándome, sacaría la misma nota!! jajjajja.. por lo tanto, ya me está bien así. Sacar mejor nota solo sirve para el título final o para selectividad, jaja.

Como no, dedicaré un tiempo de esta entrada al trabajo. Faltaría más!! Jejejeje. Es que estoy curioso de saber qué pasará con tantos cambios misteriosos. Todo el mundo sabe que hay cambios, pero nadie sabe el qué ni quién. Bueno, de hecho, yo ya sé que me quedo en mi sitio. Hay cosas que están claras y a mi jefa, le interesa que me quede, más que nada porque me gustan los retos y, aunque me queje muchas veces,  acabo haciendo lo que no puedo (es lo que digo). Aún así, me gustaría saber a quién cambian, a dónde lo llevan y cómo repercutirán los cambios y, a ver (o sería haber? jaja) si los cambios me rozan un pelín. Eso me haría el tipo más feliz del mundo.

Otra de las cosas que no puedo obviar en esta entrada es el cumple de mi princesita. Parece mentira que fue ayer cuando se adelantó en su fecha prevista de nacimiento y ya está en 6 años. No solo va creciendo como es debido  si no que también hace pasos agigantados en algunos aspectos. Uno de ellos es la lectura. Empezó en septiembre P5 dónde deberían aprender a jugar con las letras uniéndolas y, a estas alturas, ya lee cómics y libros para niños de 7-8 años. Como  veíamos que leía los cómics de zipi y  zape que le compramos a su hermano, decidimos de probar de comprarle un par de libros pequeños, amenos a la lectura para ver qué pasaba. Nuestra sorpresa es ver que en dos días, ya se ha leído uno. Puede parecer que eso sea un orgullo para un padre, pero hay que tener los pies sobre la tierra. Si un niño se aburre en clase porque se desarrolla de una manera más rápida que el resto, puede ser un problema. Siempre he dicho que todo a su debido tiempo. La profesora nos dijo en la última reunión que las profes de primero dijeron que qué podían hacer con ella si los niños de su clase(primero de primaria) no han alcanzado todavía lo que hace la mía en P5.
Por otro lado es su inocencia infantil perdida. Su hermano, ha ido pasando de dibujos animados, escalón tras escalón hasta llegar a las series  de "humanos" las cuales ve. Todo a su tiempo. Pero, por contra,  mi hija ha ido pasando sus etapas rápidamente. Pues claro, ha tenido que ver  lo que el hermano también veía. Y al final, ha pasado eso. Mientras sus amigas ven los dibujos animados de su edad, ella está viendo las series para niños de 11-12 años. Me da pena que no pase por cada punto por donde tiene que pasar. Por lo tanto, con la correspondiente pelea con su hermano, en casa se han vuelto a ver los dibujos animados para niños de 6 años. Que complicado es ser padre, leches!!

Para finalizar, he vuelto a repetir mis dos últimas asignaturas para ser más "humano": historia de la filosofía e historia de Spain (sería más fácil estudiar cómo se hacen los chorizos en España por la similitud que existen entre ambas especies... uy, perdón por los chorizos, por los insultos...jajaja). Esas dos asignaturas son la mancha negra de mi expediente educativo de toda mi vida. Si he suspendido bien pocas asignaturas en mi vida, esas pocas son estas mismas asignaturas que nombro. ¿Porqué serán tan complicadas para mí? Bueno, la última vez que tuve los exámenes, no pude ir obviamente por el momento tan duro que vivimos en aquellas fechas. No me pude presentar a los exámenes, por lo tanto no los suspendí. Pero sí que los suspendí anteriormente, y creo que los suspenderé este año, el que viene y, al final, tendré que pagar el título o me lo darán por pena.

Como extra, decir que mañana empiezan de nuevo las inscripciones a diferentes cursos amenos en un centro muy chulo que espero que me cojan. ¿Cuándo iré? No sé, el tiempo me come, pero tengo ganas de hacer dos cursos: "yoga" y "pastelería" . Siiiiii!!!!! Veremos si me cogen, porque va por sorteo. Y los sorteos, no es algo que me funcione muy bien.

Ala, ya me he desahogado. Ya he reflexionado un rato. Jesús, ¿te hace esa cerveza?

domingo, 3 de febrero de 2013

Como no, ceremonia civil

Hoy ha sido un día de duros recuerdos.

Justo hace dos meses estábamos en el tanatorio por la muerte de mi suegro que hoy hemos vuelto al mismo sitio, en el mismo "box" y ceremonia para el padre de un amigo. Ya ha tenido "gracia" el que haya coincidido en el box...

Aunque apenas conocíamos al sujeto, nuestra pena era el recuerdo, el recién recuerdo de todo lo vivido, de todo lo que tuvimos que hacer y seguimos haciendo. Se merece una entrada para el recuerdo de por vida de todo lo que significó, pero en otro momento. Siempre digo que todo en sus debido momento, y ahora no es el momento de escribir sobre eso. 

Me gustaría recalcar que, en nuestro caso, no hubo ceremonia religiosa. Fue civil y, aunque no he visto muchas, tuvo cierto aire sentimental, curiosa, detallista y llena de matices sobre los recuerdos del ser del cual nos estábamos despidiendo. Lo se porque muchos compañeros de trabajo, amigos y demás sujetos nos los dijeron: lo bonito y emotivo que fue por lo que se explicó, por la música que sonó. 
Hoy hemos tenido la ocasión de comparar en el mismo lugar, una ceremonia religiosa. Está claro que no hay nada que decir, todo está dicho. Mientras que en la civil la persona que se va es la protagonista de toda la ceremonia, en la religiosa, todo es gracias al señor,  a Jesús y a todos los que   nos antecedieron. Sí, claro. Ahora vas y lo cascas!!

Tengo la sensación, que hemos entrado en una edad que todo esto va a ir sucediendo de tanto en tanto. De todas formas, como dice la gente D.E.P. 


viernes, 1 de febrero de 2013

Políticos...

Aunque lo he puesto en el face, es digno de ponerlo aquí para recuerdo póstumo.

Hoy íbamos paseando por el centro de Mataró, esa ciudad maravillosa que me ha visto crecer, y he visto un regidor/concejal del pueblo donde trabajo. Lo he saludado y ya está. Al momento, para variar, el niño pregunta:
Adrià: Papa, quien es ese que has saludado?
Yo: Pues un politico de donde yo trabajo.
Adrià: Ala, y ese señor roba a la gente?
Yo: Coño, de dónde has sacado eso?
Adrià: todo el mundo lo dice en el cole, los adultos, vosotros, etc.

Pues no he respondido. Me he reído a carcajada limpia. Realmente, ¿es el futuro que le estamos dando a nuestros hijos? ¿o son los políticos que se la están ganando a pulso?

No voy a hablar de política y de decencia, más que nada porque no están, para nada, vinculadas ni son compatibles, pero tela, telaaaaa con lo que se está cociendo en este país. Aunque si volvemos la vista atrás, ¿qué diferencia hay con siglos pasados? No hay más que ve el baile político y monárquico que ha vivido Spain sólo en el siglo XIX con tantas repúblicas, monarquías absolutas, constitucionales y dictaduras varias.



En fin, un placer vivir en este asqueroso país.